Service95 Logo
Issue #037 ¿Es la salud intestinal la nueva cultura de la dieta?
Issue #037 ¿Es la salud intestinal la nueva cultura de la dieta?
Issue #037 ¿Es la salud intestinal la nueva cultura de la dieta?
Issue #037 ¿Es la salud intestinal la nueva cultura de la dieta?
Issue #037 ¿Es la salud intestinal la nueva cultura de la dieta?
Issue #037 ¿Es la salud intestinal la nueva cultura de la dieta?
Issue #037 ¿Es la salud intestinal la nueva cultura de la dieta?
Issue #037 ¿Es la salud intestinal la nueva cultura de la dieta?
Issue #037 ¿Es la salud intestinal la nueva cultura de la dieta?
Issue #037 ¿Es la salud intestinal la nueva cultura de la dieta?
Issue #037 ¿Es la salud intestinal la nueva cultura de la dieta?
Issue #037 ¿Es la salud intestinal la nueva cultura de la dieta?
Issue #037 ¿Es la salud intestinal la nueva cultura de la dieta?
Issue #037 ¿Es la salud intestinal la nueva cultura de la dieta?
Issue #037 ¿Es la salud intestinal la nueva cultura de la dieta?
Issue #037 ¿Es la salud intestinal la nueva cultura de la dieta?
Issue #037 ¿Es la salud intestinal la nueva cultura de la dieta?
Issue #037 ¿Es la salud intestinal la nueva cultura de la dieta?
Issue #037 ¿Es la salud intestinal la nueva cultura de la dieta?
Issue #037 ¿Es la salud intestinal la nueva cultura de la dieta?
Issue #037 ¿Es la salud intestinal la nueva cultura de la dieta?
Issue #037 ¿Es la salud intestinal la nueva cultura de la dieta?
Issue #037 ¿Es la salud intestinal la nueva cultura de la dieta?
Issue #037 ¿Es la salud intestinal la nueva cultura de la dieta?
Issue #037 ¿Es la salud intestinal la nueva cultura de la dieta?
Issue #037 ¿Es la salud intestinal la nueva cultura de la dieta?
Issue #037 ¿Es la salud intestinal la nueva cultura de la dieta?
Issue #037 ¿Es la salud intestinal la nueva cultura de la dieta?
Issue #037 ¿Es la salud intestinal la nueva cultura de la dieta?
Issue #037 ¿Es la salud intestinal la nueva cultura de la dieta?
Issue #037 ¿Es la salud intestinal la nueva cultura de la dieta?
Issue #037 ¿Es la salud intestinal la nueva cultura de la dieta?
Issue #037 ¿Es la salud intestinal la nueva cultura de la dieta?
Issue #037 ¿Es la salud intestinal la nueva cultura de la dieta?
Issue #037 ¿Es la salud intestinal la nueva cultura de la dieta?
Issue #037 ¿Es la salud intestinal la nueva cultura de la dieta?
Issue #037 ¿Es la salud intestinal la nueva cultura de la dieta?
Issue #037 ¿Es la salud intestinal la nueva cultura de la dieta?
Issue #037 ¿Es la salud intestinal la nueva cultura de la dieta?
Issue #037 ¿Es la salud intestinal la nueva cultura de la dieta?
Issue #037 ¿Es la salud intestinal la nueva cultura de la dieta?
Issue #037 ¿Es la salud intestinal la nueva cultura de la dieta?
Issue #037 ¿Es la salud intestinal la nueva cultura de la dieta?
Issue #037 ¿Es la salud intestinal la nueva cultura de la dieta?
Issue #037 ¿Es la salud intestinal la nueva cultura de la dieta?
Issue #037 ¿Es la salud intestinal la nueva cultura de la dieta?
Issue #037 ¿Es la salud intestinal la nueva cultura de la dieta?
Issue #037 ¿Es la salud intestinal la nueva cultura de la dieta?
Issue #037 ¿Es la salud intestinal la nueva cultura de la dieta?
Issue #037 ¿Es la salud intestinal la nueva cultura de la dieta?
Image of model wearing a swimsuit, showing her abdomen Trunk Archive

¿Es la salud intestinal la nueva cultura de la dieta?

La salud intestinal está de moda en línea. ¿Te fatigas fácilmente? ¡Es tu intestino! ¿Sufres de hinchazón? ¡Es tu intestino! ¿Tienes brotes en la piel? Ya captas la idea. Prueba de ello es que la etiqueta #GutHealth tiene 2400 millones de visitas en TikTok. Se nos dice que necesitamos «curar nuestro intestino», por lo que temas como la «curación intestinal» y «consejos para la salud intestinal» están inundando la página FYP (For You Page) de la aplicación. Para los que no conocen, muchos de estos videos comienzan con una lista de síntomas: desequilibrio hormonal, confusión mental, inflamación corporal... Luego hay una imagen de antes y después; la hinchazón capturada en una selfie mal iluminada tomada en el baño, transformada en unos abdominales bronceados y tonificados. Lo que sigue es un sinnúmero de cambios en el estilo de vida y la dieta que pretenden darte los mismos resultados. Muchos influencers recomiendan ciegamente los tragos de jugo de aloe vera. «¿Mi salud intestinal? Nunca ha estado mejor», dice un usuario en un video con más de un millón de ‘Me gusta’. También están quienes promueven la bebida de tragos de aceite de oliva extra virgenagua con semillas de chía y desayunar con sopa para comenzar el día. Todo en nombre de la «salud intestinal». Pero, ¿se trata realmente de «salud intestinal»? ¿O es simplemente un relanzamiento de la cultura de la dieta?

No hay duda de que la salud del intestino puede afectar nuestra salud en general. Estudios recientes han descubierto cuán central es nuestro intestino para todo, desde las afecciones de la piel y la digestión hasta el sistema inmunológico y la salud mental. El problema, como lo señala un artículo reciente del New York Times, es que la obsesión en línea con la salud intestinal sugiere que no hay datos suficientes para probar si alguna de estas supuestas soluciones mejora la función digestiva.

«El conocimiento que tenemos sobre la salud intestinal ha aumentado exponencialmente», explica la terapeuta nutricional y autora Eve Kalinik. «Pero con eso viene un lado más oscuro, que es esta promoción de productos y programas... Además, puede ser otra manera de alimentar un patrón de trastorno alimenticio bajo el pretexto de que es saludable».

Las tendencias de limpieza y desintoxicación alcanzaron su punto máximo en la década de 2010. Si bien este lenguaje ya pasó de moda y hacer dieta abiertamente se volvió un tema un poco tabú, las tendencias recientes de salud intestinal popularizadas en línea simplemente han reemplazado a sus predecesores con un nuevo vocabulario como «anti-hinchazón» (es decir, un estómago plano) o «curación del intestino» bajo el pretexto de mejorar la salud general. «Un intestino sano no significa que tengas un estómago plano», explica Kalinik. «No se trata de la estética, sino de lo que sucede en el interior. Creo que ahí es donde se ha comunicado mal». Los términos que se están difundiendo también están llamando la atención de los profesionales. «Curación intestinal es un término de moda. Lo evitamos porque a menudo se asocia con protocolos que no siempre están basados ​​en evidencia», explica Jo Cunningham, directora clínica y dietista registrada en The Gut Health Clinic. Kalinik concuerda: «No me gusta usar el término “curación intestinal” porque no es que el intestino necesariamente necesite curación. Es posible que necesite un poco de apoyo adicional y eso varía según las circunstancias individuales». 

Un estudio de 2020 encontró que el 40 % de la población mundial sufre problemas gastrointestinales que afectan su calidad de vida, por lo que no quiere decir que estos problemas no existan (las cosas clave a tener en cuenta, según Kalinik, son «cambios en las deposiciones, sangre en las heces, cualquier dolor o hinchazón que sea excesivo y persistente; todas esas cosas deben ser examinadas por un médico de cabecera»). Se dice que las ansias de carbohidratos, la distensión abdominal, las enfermedades de piel, la inflamación y la fatiga son señales de problemas en el intestino, pero, a menudo, estos también son síntomas de la vida cotidiana. En ese sentido, insinuar que estos son síntomas de trastornos intestinales no solo es innecesario, explica la Dra. Lara Zibarras, psicóloga y coach de libertad alimentaria, sino que también puede provocar relaciones negativas con la comida y la imagen corporal. Por lo tanto, recomienda no calificar los alimentos como buenos o malos para el intestino. «Esto promueve los trastornos alimenticios... La eliminación general de alimentos de una dieta, sin una razón médica diagnosticada para hacerlo, es innecesaria». 

Identificar los hechos relacionados con la salud intestinal es aún más complejo en línea porque el contenido sobre «salud intestinal» puede esconderse detrás de consejos de salud científicamente comprobados. Los creadores pueden describirse a sí mismos como «nutricionistas» o «médicos holísticos», a menudo encubriendo la falta de acreditaciones verdaderas, advierte Cunningham. «El término “dietista” es un título profesional protegido, por lo que, si un dietista recomienda algo, el consejo se basa en la evidencia científica más reciente. Si bien algunos nutricionistas están altamente calificados y registrados, desafortunadamente cualquiera puede afirmar ser un nutricionista». 

Como con la mayoría de las cosas en línea, el consejo de los expertos es tomarlo con ciertas reservas. Cunningham cree que nuestra actual obsesión en línea con la salud intestinal es otro ejemplo más de contenido «transformativo». «Si bien las modas anteriores pueden haber tenido en cuenta las dietas, las limpiezas y las desintoxicaciones, el cuidado de la salud intestinal difiere, ya que realmente es beneficioso [para la salud]. Solo tienes que obtener consejos del lugar correcto». 

Eve Upton-Clark es una periodista independiente radicada en Ámsterdam cuyo trabajo ha sido publicado en Dazed, i-D, Refinery29 y Cosmopolitan.

← Back

Thank you for subscribing. Please check your email for confirmation!
Invitation sent successfully!

Please check your email for a reset password link!

Subscribe